Páginas vistas en total

viernes, 3 de febrero de 2012

RECRUDECE VIOLENCIA TERRORISTA EN COLOMBIA

Recrudece violencia terrorista
en Colombia

La Asociación Latinoamericana para los Derechos Humanos (ALDHU)  condena la nueva escalada de violencia que vive Colombia, creándose un clima de elevada tensión, a raíz de  una serie de atentados dinamiteros contra estaciones policiales que han ocasionado una veintena de muertos y un centenar de heridos.
Estos hechos que vuelven a poner en la agenda internacional la violencia terrorista en Colombia,  se producen en medio de un proceso para la liberación unilateral de al menos seis prisioneros en poder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y cuando se intentaba acercar a las partes en conflicto a través de un eventual diálogo.
Los ataques ocurrieron horas después de que las FARC aplazaran indefinidamente la liberación de cinco policías y un militar, secuestrados desde hace más de doce años, invocando que la zona donde se produciría su entrega había sido militarizada.  Las liberaciones habían sido anunciadas en diciembre como "un gesto de paz".
Atentados son condenados por la
comunidad internacional
Las autoridades colombianas acusan a las FARC de estar detrás de estos atentados,  lo cual  ha generado el rechazo dentro y fuera del país, pese que hasta ahora el grupo beligerante no ha confirmado ni rechazado esas versiones. Aunque tanto para la prensa como para la opinión pública resulta paradójico que esta serie de ataques surja justo cuando determinados grupos de la sociedad civil despliegan  sus esfuerzos para hallar una salida negociada al conflicto y en los momentos en que  se están realizando esfuerzos para la liberación unilateral de todos los prisioneros en poder de la guerrilla, como un gesto de paz y disposición al diálogo.
En solo dos días dos estaciones de policía fueron atacadas con explosivos. El primero tuvo lugar en el municipio de Villa Rica, departamento de Cauca, con un saldo de seis muertos y 42 heridos. El segundo de esta serie, fue perpetrado en la localidad de Tumaco, departamento fronterizo de Nariño, que ocasionó 11 víctimas fatales y más de 60 lesionados.
Esta creciente ola de atentados aumenta la desconfianza entre los bandos, y las acusaciones contribuyen a exacerbar los ánimos, en momentos que la sociedad y la comunidad internacional claman por la paz. Según organizaciones de Derechos Humanos de Colombia,  no es seguro que los tres atentados sean de autoría de  las FARC. El caso que más dudas le genera es el de Tumaco,  localidad cercana a la frontera con Ecuador, que se ha convertido en un importante puerto de salida de droga y de entrada de armas a Colombia. De hecho, según el Ministro de Defensa de Colombia, Juan Carlos Pinzón, este ataque pudiera ser el resultado de una alianza entre las FARC y los “Rastrojos”, una importante banda de narcotraficantes de origen paramilitar.
Según el Presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, estas acciones hacen cada vez más difícil la posibilidad de un diálogo con las FARC, y  anunció que redoblará su ofensiva contra la insurgencia.  Por su parte la Ministra de Relaciones Exteriores, María Ángela Holguín, anunció que el gobierno pedirá a la comunidad internacional condenar los recientes atentados dinamiteros perpetrados en el país.
Coincidimos con las declaraciones hechas por el Secretario General de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, quien manifestó que "Estos hechos representan una afrenta contra el Estado colombiano y un crimen deleznable en contra de la población que merece el rotundo rechazo de toda la comunidad internacional".
Sea cual fuere el origen de esta nueva escalada de violencia, es urgente que tanto el Gobierno de Colombia, la comunidad internacional, y los organismos de derechos humanos, hagan todos los esfuerzos por esclarecer estos hechos y restablecer en ese país las condiciones para avanzar en los diálogos de paz y convivencia entre los colombianos.

Asociación Latinoamérica para los Derechos Humanos (ALDHU)

Santiago de Chile, 3 de Febrero de 2011

No hay comentarios:

Publicar un comentario